lunes, 19 de diciembre de 2011 | By: Miguel Sanchez

El termostato: ¿qué es? ¿cómo funciona? ¿cómo cambiarlo?

Dentro de las miles de piezas que tienen nuestros coches (y motos), hoy os voy a hablar sobre el termostato. Esta pieza está dentro del sistema de refrigeración y sirve para mantener la temperatura del líquido refrigerante lo más cerca posible de 90ºC que es la temperatura habitual de trabajo de un motor. En este dibujo podéis ver las partes que componen el sistema de refrigeración y dónde está el termostato:

El termostato es una válvula que permanece cerrada si el líquido refrigerante (donde está sumergido) está a menos de 85ºC (aproximadamente, cada coche lo tiene ajustado a una cifra). De este modo, si el coche está frío, la bomba de agua no puede impulsar el refrigerante al radiador y éste acaba calentándose más rápido. Esto beneficia al motor. Un motor frío sufre mayores degastes, gasta más combustible y contamina más. Una vez que el motor calienta el refrigerante por encima de esos 85ºC, el termostato se abre y el refrigerante empieza a circular hacia el radiador, para evitar que la temperatura suba demasiado. Si ésto sucediera, el ventilador del radiador se encargará de bajar la temperatura. Por cierto, la temperatura de la que hablo es referida al refrigerante contenido dentro del bloque del motor.

¿Y por qué os cuento todo esto? Hace unas cuantas semanas, me dió por mirar la temperatura de trabajo de mi coche. La aguja de la temparatura marcaba siempre en el centro, lo cual es síntoma de buena salud, así como la calefacción trabajaba a buena ritmo, pero me pudo la curiosidad... El caso es que mi coche (BMW 320 td Compact del 2003), tiene un menú oculto dentro del ordenador del coche (BC). Para quien tenga este modelo de coche, os explico cómo se hace:



- Dar el contacto con la llave.
- Pulsar el boton del cuadro de instrumentos (el de la izquierda) hasta que aparezca la palaba "test" en la pantalla digital. Es necesario pulsar unos 6 segundos de seguido.
- A continuación ve dando pulsaciones consecutivas hasta el menú "test 19". En este menú se desbloquean los submenús que necesitamos. En este menú aparecen alternativamente las palabras "L off" y "L on". En el instante que aparece "L off", debemos volver a pulsar hasta que retornemos hasta el "test 7", pues al llegar hasta el "test 21", se vuelve a ampezar por el "test 1".
- En el "test 7", hay varios submenús (70, 7.1, 7.2...). El "test 7.0" es el que indica la temparatura del refrigerante.
- Para salir de este menú oculto, hay que hacer una pulsación larga, así salimos al "test 7" y después nos desplazamos hasta el "test 0".

Pues bien, si esto lo hacemos antes de emprender la marcha, podremos ver cómo evoluciona la temperatura según conducimos, hasta alcanzar la temperatura de trabajo habitual. Y me diréis... ¡pero si esto ya se puede hacer con la aguja de la temperatura existente!. ¡Pues no! Hoy en día, los fabricantes de automóviles tienen la manía de "trucar" esta aguja para que no nos comamos la cabeza en exceso... la prueba está, en que ya sea verano o invierno, en autopista tranquilamente o en medio de un atasco (situaciones muy dispares), la aguja no se mueve del centro. Os explico con un dibujo la temperatura real que se puede interpretar de un reloj (datos sacado de los BMW e46):


Como podés ver, cuando la aguja sale de la zona azul, el "test 7.0" marca 45ºC, y cuando la temperatura llega al centro, el "test 7.0" nos marca 75º. El problema es que la aguja ya no se mueve de ahí, hasta que la temperatura no excede los 110ºC. En mi caso, la aguja se quedaba en el centro, pero el coche no se calentaba más allá de los 75-76ºC, incluso después de 2 o 3 horas de viaje...

La solución, ha sido, cambiar el termostato. En este modelo de BMW, el termostato cuesta 58 € (IVA incluido) y su referencia es la siguiente (pieza nº 4):

Como os digo, su referencia para pedirlo en recambios de BMW es 11 51 7805811 y viene ya con su junta. Tambien se pueden comprar en tiendas de recambio no original. Aquí tenéis una foto más grande del famoso termostato:

En él, suele ir grabada la temperatura de apertura. En el caso que nos ocupa, 88ºC. Cambiarlo no es demasiado complicado (si lo he hecho yo, no tiene mucho mérito). Se han de quitar las tapas plásticas del motor (2 grapas y 5 tornillos de cabella allen), despues, quitamos la tapa plástica inferior del motor, retiramos el tornillo azul de vaciado del radiador y se vaciará el líquido refrigerante. Para facilitar el vaciado, es mejor quitar el tapón superior del radiador. Una vez con el líquido fuera, quitamos los 4 tornillos del termostato. Se necesita un vaso de torx hembra número E8, como el de la foto (lo pongo porque no es muy habitual esta llave):

Los tornillos salen un poco mal, están escondidos, pero con paciencia salen. Al termostato le llegan 2 tuberías, que se sacan retirando unas grapas metálicas. Para facilirtar esta operación, habrá que quitar un tornillo de cabeza hexagonal que sujeta la tubería que pasa cerca de la EGR.

Una vez sacado el termostato viejo, montaje a la inversa, y llenado del sistema de refrigeración (refrigerante nuevo, ¡que es barato!), purgando a través de los purgadores que tiene el coche. Una vez con todo en marcha, nos vamos a dar una vuelta con el coche y volvemos a hacer la opración del "test 7". Si todo ha ido bien, el coche alcanzará ahora los 89-90ºC y los mantendrá estables durante los trayectos.

Bueno, espero que con este post hayáis aprendido un poco del funcionamiento de los motores. Tengo más post sobre mecánica previstos, los fines de semana sin carreras se hacen muuuy largos... ¡Hasta la próxima!

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Vaya telaaaa

Anónimo dijo...

Tengo que felicitarte por la excelente explicacion del tema. El anonimo veneciano comentarista que me precedio debe ser un profesional, este debe entender que facil es criticar cuando se es un vago triunfador.La web.es para las personas que buscamos aprender y no para los que ya saben.

Sergio Sanchez dijo...

Muy bien explicado, con algunas fotografías ya te hubiera quedado perfecto. Aun asi mis felicitaciones.

mafe messi dijo...

muy bueno muchas gracias me has salvado de una que ni te imaginas

Publicar un comentario en la entrada